Arte Rupestre

NOTICIAS DEL ARCO






Contacto
 


Inicio > Noticias



España y Portugal preparan un parque temático de arte rupestre al aire libre

La Junta de Castilla y León y el Instituto de Patrimonio Arquitectónico y Arqueológico de Portugal trabajan en la creación de un parque temático transfronterizo de arte rupestre al aire libre, que abarcaría la zona salmantina de Siega Verde y el paraje portugués de Foz Côa.

Para ello, el director general de Patrimonio de la Junta de Castilla y León, Enrique Saiz, y el director del Instituto de Patrimonio Arquitectónico y Arqueológico de Portugal, Gonzalo Cruzeiro, se han reunido hoy en Siega Verde, paraje ubicado en la ribera del río Águeda, a su paso por Villar de la Yegua (Salamanca), con el fin de delimitar la estrategia a seguir para poner en marcha esta iniciativa.

En Siega Verde hay catalogados algo más de medio millar de grabados rupestres del Paleolítico Superior, mientras en el río Côa (zona portuguesa que limita con el oeste de la provincia de Salamanca) se han descubierto a lo largo de 17 kilómetros alrededor de 10.000 grabados del mismo período.

"Nos encontramos ante el conjunto de grabados de arte rupestre al aire libre más importante de Europa", ha afirmado Cruzeiro, motivo por el que ha justificado acciones conjuntas entre ambos territorios, que dinamicen ambos enclaves arqueológicos, tanto en investigación como desde el punto de vista turístico.

Según Saiz, este futuro parque temático transfronterizo se enmarca dentro de las recomendaciones de la UNESCO, ya que la Estación Rupestre de Siega Verde es una de las candidaturas presentadas por el Gobierno de España para que sea catalogada como Patrimonio Mundial.

En esta ocasión, Siega Verde ha decidido optar al reconocimiento de la UNESCO como una extensión del actual yacimiento de Foz Côa, ya que este, que fue descubierto en 1994, fue declarado Patrimonio Mundial en 1998.

Además, la Junta de Castilla y León, para fortalecer la candidatura de Siega Verde ha desarrollado en el último año diversas actuaciones de mejora en el aula arqueológica de Siega Verde y en su entorno, con el fin de mejorar la accesibilidad de los turistas.

Entre finales de julio y principios de agosto la UNESCO se reunirá en Brasilia (Brasil), donde determinará qué enclaves serán declarados Patrimonio Mundial, entre ellos el de Siega Verde.

Se trata de un yacimiento arqueológico escondido a orillas del río Águeda, en la comarca salmantina de Ciudad Rodrigo, y que fue descubierto hace 22 años por el entonces director del Museo Provincial de Salamanca, Manuel Santonja.

De momento, se han descubierto un total de 540 grabados, que no pinturas, repartidos por un entorno de un kilómetro, siempre en el margen izquierdo del río Águeda, que abarca los términos municipales de Martillán, Serranillo, Villar de la Yegua, Villar de Argañán y Castillejo de Martín Viejo.

En Siega Verde se pueden contemplar grabados que dan forma a ciervos, vacas, perros, caballos o cabras y, "al parecer, se trata de rituales religiosos de los propios pobladores del Paleolítico Superior, pertenecientes, la mayoría, a la época Magdaleniense, 15.000 años a.C.".

La mayor parte de las figuras están inscritas en la piedra de pizarra con la técnica del "piqueteado", aunque también se puede apreciar la técnica de la abrasión.

La primera figura que se descubrió fue un caballo, denominado ahora "Caballo del Descubrimiento" y que fue hallado en el término municipal de Martillán.

Siega Verde está incluida en la Red de Primeros Pobladores de Arte Rupestre de Europa, donde sobresalen las Cuevas de Altamira, en Cantabria, o algunos grabados del Pirineo francés.




Fuente: EFE



© 1999 - 2017 Consejo de Arte Rupestre del Arco Mediterráneo de la Península Ibérica


Web desarrollada por el Servicio de Patrimonio Histórico de la Región de Murcia
Volver al Inicio